viernes, 12 de junio de 2009

PARA TI, QUE ERES CONSPIRADOR.

O QUIERES SERLO SIN QUE SE TE NOTE DEMASIADO.

¿Se ve capaz de ser un conspirador de tomo y lomo? ¿Quiere ser uno de esos tipos de vidas atribuladas habituados a derrotar gobiernos a la hora de comer y poner en aprietos a mandatarios de espesos bigotes un ratito antes de irse a la camita.? Ya aspire a derrocar gobiernos ya a descubrir los tejemanejes del presidente de su comunidad de vecinos, atienda con las orejas, pues esto le interesa.

Un primer paso es formar una cúpula poderosa ultrasecreta. En principio pueden reunirse en el salón de casa, siempre y cuando despisten a posibles espías trazando una ruta antes de acudir a la reunión pasando por el tocador, bajo la cama, por detrás del aparador y escondidos tras el poto de plástico del recibidor. ¡Siempre lleve un poto de plástico consigo! Nunca se sabe cuando deberá esconderse de un levantaliebres mal encarado. Sería deseable en lo sucesivo juntar unos dineritos y buscarse un local en el centro bien comunicado para celebrar las reuniones, con un cartel en la puerta bien grande que avise “Silencio, estamos conspirando”, porque pierde uno el hilo de los planes malignos y como nadie le de por apuntar se pueden perder unas ideas fetén.

¿Porqué un grupo? Usted no puede hacerlo todo solo. Mientras consulta los telegramas no puede vigilar por las ventanas y servir el café. Y siempre con amigos puede usted cortar la reunión las calurosas tardes de verano y bajar a tomar algo o alquilar una pista para jugar al squash, pero siempre con nombres falsos. En este último caso no importa mucho, pero para que se vaya acostumbrando.

Necesitará un mapamundi gigante para establecer estrategias y una caja de chinchetitas de colores para marcar la posición de sus agentes. También puede optar por lucecitas, pero no se engañe, en las películas siempre se encendía la misma, las chinchetas son más flexibles. Si no pretende tener agentes de campo se puede saltar este punto, pero sepa que hace bonito y rellena mucho.

Empiece por lo fácil. Coja una carta del mazo de países y otra de objetivos y actúe en consecuencia. Pueden dividirse el juego entre dos equipos o ir todos a una, pero recuerde: si Gutierrez, al que denominaremos FX 32 para darle empaque, le hace carantoñas junto a la máquina de café es por saber sus estrategias, no porque, como dice, tenga usted unas pestañas preciosas. El problema viene cuando le toca usted atacarse a sí mismo. Entonces procure no hablarse mucho y despistarse, piense una cosa y haga otra, así se pillará desprevenido.

Los conspiradores tienen sus enemigos: los agentes secretos. Unos playboyses bien peinados dedicados a tiempo completo a jorobarles el negocio. Instale una piscina de tiburones bajo la puerta, porque nunca se sabe cuando van a venir esos saboteadores. Pero cuidado, avise a la cúpula conspiranoica. Menos a FX 32, no me fiaría mucho yo de ese pollo. Conspiradores de pro se acompañan de sus mascotas. Un gato de angora no va a realzar su imagen, además está pillado, ¡sea usted original!. Una polilla, una rana estrábica o un cocodrilo albino queda mucho mejor, ¿dónde va a parar?.

Estos son los pasos básicos, pero siempre salen problemillas por el camino: gobiernos reticentes a pagar rescates, organizaciones rivales, tardes que como que no apetece... Pero recuerde: siempre habrá un señor con gafas de concha conspirando a sus espaldas. Y si usted descansa, ese le puede robar la fichita del agente en Fernando Po. Si se va a poner, póngase de pleno. Si no, se puede usted apañar dirigiendo un club de jurgol. Más ganancias y, sobre todo, más gambas. O chuletas, según gustos.


Extracto del “Manual de Jóvenes Conspiradores” Páginas 12 –134 ( tiene muchas foticos ). Con el permiso, nos parece, de Ediciones Ajoporro.

11 comentarios:

Rubén dijo...

Ya era hora, proclamo, ya era hora, de que alguien se tomase la molestia de escribir un manual de conspiración como Dios manda y de dejar que tener que leernos el manual de estilo de El Mundo cada vez que uno quiera ejercer el Mal honradamente, que eso ni es conspirar no es nada. Fíjese que yo mismo tuve un arranque una vez y escribí uno, un manual de conspirar, digo, súper bonito, un primor que me quedó, porque yo la letra inglesa la bordo, no es porque sea yo, pero la bordo. Sobre todo en pergamino y con pluma de dodo. A bic también me sale, pero no es lo mismo. La lástima fue que en Alfaguara me dijeron que necesitaban un original a Times New Roman 12 y doble espacio y yo les dije que mire usted, no me iba a poner a teclar un libro entero, tiqui tiqui, como la mecanógrafa del Congreso, y ahí se quedó.

La inspiración me vino, sabe usté, de cuando amenacé a las Naciones Unidas con destruir la Luna mediante una cabeza nuclear lanzada desde mi mansión submarina secreta. La cabeza nuclear me la dejó la Junta de Andalucía, no se crea, que con esto de la carrera armamentística con la Región de Murcia últimamente tienen unas cabezas nucleares que son un primor. Pero me dijeron que la videoconferencia no les valía, que se veía pixelado y que les pasara un burofax con la amenaza a Times New Roman 12 y doble espacio y que esperara contestación vía SMS en las próximas seis semanas. Lo que le digo, una vergüenza, se le quitan a uno las ganas de conspirar. Me leeré su libro, a ver si así vuelvo a sentir la ilusión...

estodevivir dijo...

Están geniales: el post y el comentario, cómo me he reído. Que refrescante. Gracias, de corazón.

Mr.Incógnito dijo...

Rubén: Por artificios burocráticos como el que menciona muchos conspiradores pierden el fuelle y terminan como clasificadores de sellos postales. Donde esté un plan maléfico dictado a pluma y pergamino que se aparten los pendrives, los tocadiscos, los funiculares y todos los inventos actuales que no hacen más que marear al personal. Nunca pierda la ilusión y tenga usted cuidado con la mansión submarina, que las humedades vienen fatal para los faxes.

Estodevivir: esperamos que tales enseñanzas le animen a conspirar en su entorno más cercano.

estodevivir dijo...

Por cierto, empecé a leerme la revista y está super, super simpática, no sé de dónde sacas tantas ideas, te digo que si se publicara de veras que la compraría, no la he leído toda, y además quiero imprimirla, pero, cosas de la vida, se me acabó la tinta, tendrá que esperar hasta un nuevo suministro de dólares para poder comprar los cartuchos. Qué miseria de vida ésta,jiji.

loquemeahorro dijo...

Las chinchetas son mucho mejores que las lucecitas, dónde va a parar!!

Porque lo mismo te es útil para intentar dominar el mundo que para pegar en la pared los pósters de los Jonas Brothers

Rubén dijo...

Amigo Incógnito; calle calle, no me diga nada: no sabe usted las goteras que me caen por la Cúpula de Ignición -por donde lanzo los cohetes-. He tenido que tirar la última cabeza nuclear a la basura, imagínese el disgusto, una cabeza nuclear nuevecita que todavía estaba en garantía, de las humedades que me había cogido. Y tengo a los esbirros patinánose por toda la mansión, no vea qué cuadro, que no doy a basto a poner palés. Ahora que una cosa le digo: la próxima mansión secreta me la pienso horadar en una montaña en el desierto de Nevada o en la Sierra de Cádiz, eso aún está por decidir. En una película que ví hace poco, magistralmente protagonizada por Daniel Craig y Verónica Forqué, todo un duelo interpretativo, en esa película, le decía, salía un Genio del Mal que se había hecho la mansión en una montaña y oiga, no vea qué resultados, qué acabados, pensé para mí mismo, así da gusto obrar el Mal.

En otro orden; ¿qué revista es ésa de la que oigo hablar? ¿Porqué no me se ha informado de su salto al mundo editorial? ¿Qué clase de trato es éste, Incógnito de los huevos?

sangreybesos dijo...

Bonito el detalle de contar ya de entrada con un saboteador o agente doble residente y alguien que se encargue de ir tomando notas. Es que está usted en todo, oiga.

Mr.Incógnito dijo...

Vayamos por partes, que se nos amontona el correo en la bandeja de entrada ( y la nuestra es analógica, de esas de plástico ):

estodevivir: Nos alegra que la revista aún esté viva y proporcione ratos de esparcimiento. Ante la idea de realizar otro número gran parte de la plantilla, presa del pánico, ha corrido a arrojarse por la ventana. Al estar en un sótano el único herido ha sido el orgullo.

loquemeahorro: No de usted ideas, no sea que empiecen a vendernos las chinchetas como multifuncionales y no sé que gaitas más.

Rubén: también una manita de minio para cúpulas malignas interiores le podía haber hecho un apaño. Eso sí, donde esté un refugio montañoso con sus misiles aire-maceta, sus fiordos, sus telesféricos y sus nieves, que se quite todo. Puede disfrutar de nuestra revista secular ( sale cada siglo ) en el lado derecho, bajo el epigrafe "enlaces". ¡Que hay que estudiarlo todo, que luego cae en examen y vienen ustedes con que no se ha dado!

sangreybesos: Ahorra mucho tiempo tener un topo de confianza, se puede dedicar uno a otras cosas en vez de ir escrutando por los pasillos. Lo de las notas es indispensable, o puede encontrarse usted al tiempo preguntándose "aquello que se me ocurrió con un monstruo y un volcán, ¿cómo iba?".

Rubén dijo...

¡Ah, coñe! Falsa alarma, estaba a su tanto (al de la citada pestaña y la revista consecuente), si bien pensaba que no se referían a ésa y que se estaba Vd. proliferando por la blogosfera. Mea culpa.

chiquitacubana dijo...

Estaba necesitando una leccion tan buena,jajaj, yo, por si acaso ando con mascara, jajajja


saludos, muy interesante tu blog.

Mr.Incógnito dijo...

Rubén: Sobran las disculpas, ¡son tantos contenidos de alto interés que ofrece este espacio que es normal perderse en la maraña de ricas noticas! eh...ejem...esto...olvide este intento de publicidad engañosa, y vayamos a otra cosa.

chiquitacubana: siempre nos gusta la aparición de nuevos parroquianos, de esta manera nos asomamos a la terraza de internet y vemos nuevos vecinos. La máscara le da un toque muy amenazante a la par que misterioso. Buena elección.