jueves, 30 de noviembre de 2006

MORDIENDO LA FAMA

CONSEGUIR EL RECORD GINÉS A BOCADO LIMPIO.

La noticia que le traemos esta semana lleva produciéndose varios lustros en Barranco del Piojo, de hecho, allí es toda una tradición. Con esta noticia su redactor, Indalencio Golondres cumple el sueño de ver publicado su crónica, que teníamos archivada en el fondo de un armario empotrado para ocasiones de esas de huir a las Molucas huyendo de un acreedor, como es el caso.

Hermenegildo A.E. natural como la vida misma y vecino de la citada localidad ha batido con
minipimer todos los records mundiales habidos y por inventar al ingerir ( entendiendo por tal palabro masticar, saborear y tragar, proceso completo, proceso comansi ) un autocar diesel marca Pegajoso con capacidad para sesenta pasajeros y dos gallinas. Eso sí, no se me escandalizen, que en el autobús sólo se encontraba la gorra del conductor.

Nuestro hombre, individuo de buen comer, lleva ofreciendo este espectátulo culinario de manera gratuita a sus vecinos desde el lejano año 1986 en el que, con alguna botella de más en el organismo y respondiendo a aquello de “a que no hay narices de...”, tragose sin ayudarse con pan una calculadora científica Tasio 1520 de 10 dígitos propiedad de un estudioso asiduo de la tasca en la que se encontraba. Dicha hazaña causó tremenda expectación entre los parroquianos.

El consistorio municipal ( en tiempos en los que los ajuntamientos dirigían sus intereses más allá de apilar ladrillos ), consciente de esta aceptación popular, le propuso actuar en las fiestas de la Matrona, Santa Casilda de los Tranchettes, y con el paso de los años su fama y renombre se fue extendiendo por caserío, pueblos y casetas de chuchos cercanas. Con tesón y desayunando poca cosa fue superando su propio record personal y, mejorando cada año, sorprendió a propios y ajenos saboreando, así como por ejemplo, una chimenea de ladrillo castellano en el año 89, un motocarro verde pistacho de tres marchas adelante y una lateral en conmemoración de las olimpiadas del 92 o un cargamento de neveras viejas sin quitarle los imanes ni nada.

Hermenegildo, tras deshacerse de los gases propios de la ingestión del autocar y con un brillo especial en los ojos, pretende comerse en el transcurso de una gala especial retransmitida por Chorravisión para toda Iberoamérica un avión de pasajeros de segunda mano de tamaño medio, equipaje extraviado incluido. Eso sí, tal como dice el mismo “si me lo prestan, que esa es otra.” La junta comarcal de municipios ya ha proyectado erigir una escultura en su honor, siempre y cuando cuenten con la palabra de que no intentará comersela en plena ceremonia de inauguración.

Informó Indalencio Golondres, que por fin podrá decir a su madre que es un periodista de pro.


PD. Le debemos una foto.

4 comentarios:

Cobra dijo...

Un saludo¡

Con muchisimo retraso visito este su blog, cojonudo, por cierto.

Nos vemos en Parawe¡¡

Chasky dijo...

Está claro que tiene buen estómago el menda y sin tomar gilipolleces de esas de poleos e infusiones de mierda. Un orujito o un pacharán como toda la vida es lo suyo.

Lee Marvin dijo...

Me encanta!! Menos alta cocina y más aviones!!!

saludos!!

Mr.Incógnito dijo...

Disculpas por la tardanza...ciertas diferencias de criterio con unos mafiosos...bueno...vamos a lo que interesa:

cobra: saludos a usted también, gracias por su visita.

chasky: este señor no perdona ni un día su carajillo mañanero y la ingestión del platillo de las propinas.

lee marvin: imagine lo que es para este señor una de esas raciones ridículas de alta cocina...ni para una muela.