viernes, 9 de septiembre de 2005

C:/ FORMAT CITY:

UNA SENCILLA ORDEN, UN FORMATEO INMINENTE.

La ciudad de Torreprontosa es bien conocida por todos nosotros. Bañada por el Mar Molillo, disfruta de buen tiempo durante casi todo el año. Es destino turístico privilegiado, el sol tiene ojos y una boca sonriente y encontramos la única heladería del país con precios razonables. Pero todo tiene una parte mala, podrida y oscura: es punto de reunión de especuladores, tasadores mobiliarios corruptos, funcionarios municipales insidiosos y demás cargos de mirada aviesa. Ahora, su plan maléfico de poseer el litoral ha dado un paso que riánse ustedes del que dio aquel señor en la luna...van a formatear la ciudad.

Si se han repuesto del susto ( nosotros estamos en ello ) haremos un pequeño retroceso en la historia y contaremos el asunto desde casi el principio ( nos saltamos la parte de los señores esos en las cavernas ). En 1958 la ciudad no era más que un grupo de pequeñas casas muy pegaditas al mar, donde vivían sencillos pescadores. Un buen día llegó un señor del norte ( pero de muy al norte ) y aquello le gustó tanto que no solo se quedó, sino que llamó a sus amigos. Debía conocer a un montón de gente, porque a mediados de los 60 la ciudad cuadriplicaba su población. Los más despiertos vieron allí oportunidad de negocio, se subieron a las carretas y pusieron rumbo al sur. Fueron años de prosperidad, harmonía, bikinis cortitos y souvenirs de la región en forma de minúsculas folclóricas de plástico. Llegó el año 1995 sin llamar por teléfono ni nada, cientos de hoteles se apilaban por doquier, el plan urbanístico era digno de un estudiante de parvulario con lapiz blando. Los solares escaseaban y la clase político-económico-defraudadora de la región no encontraba más terreno para la especulación, que estaba perdida en su habitación sin saber que hacer y pasando el tiempo. En las elecciones del año 2002 salió elegido el señor Frigiliano Malgusto como alcalde, y desde entonces nos ofrecía gotas de su saber hacer, abusando de los impuestos, construyendo en espacios ridículos ( recuerden el centro comercial en la orilla de la Playa Esponja ) y sin que ningún grupo de vengadores autofinanciados llegaran para ponerlo en su sítio. El pasado mes de julio la ciudad de Torreprontosa asistió al momento en el que se terminaba la edificación de su último solar. Y al alcalde se le encendió la bombillita.

En una rueda de prensa ofrecida en el consistorio local ante tres periodistas y un señor con mocasines que pasaba por allí, el astuto alcalde declaró “ por el bien común y el mio propio, esta ciudad debe ser demolida, desescombrada y vuelta a construir. En términos informáticos, esta ciudad debe ser formateada.” A la oposición el pleno en el que se aprobó la propuesta le pilló pescando el atún bailongo en el artico, las plataformas vecinales se encontraban en la playa, y sólo un par de quiosqueros protestaron, a los que se les tachó de “alarmistas, anticonstitucionales y malas personas“. Estimados lectores, estamos ante el primer caso ( podrían venir muchos más ) de una evolución lógica en el mundo de la especulación. Si nadie se dedica veinticuatro horas a mirar mal al alcalde de esta bonita localidad para hacerlo cambiar de idea a última hora, la ciudad se convertirá en un solar para el uso y disfrute de la plantilla electa de gobernantes del lugar. Deben estar atentos, porque si una mañana de estas bajan a comprar el pan y en lugar de la panadería-confitería de siempre encuentran un vacío, soso y triste solar, puede que el proceso también haya comenzado en su ciudad. Hala, ahí les dejamos con el mal cuerpo.

Informó y opinó el equipo multidisciplinar de escándalos públicos de sótano 71

4 comentarios:

engelson dijo...

Bueno igual quedo como un informático insensible, pero yo creo que en algunos lugares de la costa el formateo es inevitable, incluso deseable. Demasiadas actualizaciones, una encima de otra, han dejado el disco duro costero en un estado lamentable: lento, fragmentado, ineficaz, incapaz de dar servicio al usuario y propenso a errores de todo tipo.

Lo que ya no me atrevo a opinar (es que no quiero meterme en un berenjenal) es que instalar ahora: la última versión o aquella antigua que tan bien funcionaría hoy en dia con el nuevo hardware.

Mr.Incógnito dijo...

Pues ha ido usted a preguntarle al menos indicado, porque un servidor se ha quedado de guardia y sacándome de aporrear el teclado y pulsar reset no se nada más.

En cuanto venga el encargado le aviso de su pregunta y el se encarga de aclararle las dudas.

Isaac dijo...

Soy nuevo por estos lares, ¿Torreprontosa es a la costa española lo que Springfield a los Simpsons? Espero que usen Linux la próxima vez.

*Gallardón está desfragmentando Madrid.

Mr.Incógnito dijo...

Ante todo bienvenido. A la primera pregunta, pues más bien sí. Respecto al Linux habrá que preguntar al responsable de Sistemas Operativos de Ciudades Costeras. El problema es que está en la hora del café, habrá que esperarlo sentado.